¿Y tú, saltarías 60 pies hacia bajo?